Este nivel contempla la formación doctrinal, espiritual y metodológica de los agentes de pastoral. Comprende los subniveles:

1. Fraternidad Sacerdotal

Es la pastoral que acompaña a todos los sacerdotes que sirven en la Diócesis.

Corresponden todas las acciones orientadas a la formación: humana, espiritual, doctrinal, y pastoral acorde a los signos de los tiempos y al proceso del Plan Pastoral (Jornadas formativas, cursos, retiros, estudios especializados); las acciones que propician y permiten la vivencia de la fraternidad como "Comunidad presbiteral" (Fiestas, celebraciones, festejos, etc.) y con los demás agentes pastorales, Obispo, religiosos, religiosas y laicos.

Meta de la primera fase "Madurez y Compromiso Eclesial": Al finalizar la primera fase en el año 2.019, el presbiterio de la Diócesis de Ipiales ha fortalecido los diversos espacios de comunión mediante la promoción, animación humana, espiritual, intelectual y pastoral del presbiterio; viviendo el misterio dela Iglesia Local en su novedad y originalidad para hacer que la solidaridad  y ayuda fraterna esté al servicio de la transformación del mundo y la extensión del Reino de Dios.

Justificación de la meta

Realidad: Nuestro presbiterio de la Diócesis de Ipiales ha avanzado en muchas expresiones de comunión y solidaridad, sin embargo es necesario continuar los procesos Espirituales, intelectuales y fraternales aprovechando los espacios que ofrece nuestro mismo Proceso Diocesano de Pastoral.  

Ideal: Nuestro presbiterio a imagen dela Santísima Trinidad es una familia en vías de santidad donde se vive intensamente la Espiritualidad de Comunión que origina una gran fuerza de fraternidad y solidaridad, que es modelo de santidad comunitaria y fuerza evangelizadora. 

Conversión: Todos los presbíteros nos comprometemos en la construcción personal y comunitaria de la fraternidad y solidaridad, aprovechando los espacios que nos ofrece nuestro mismo proceso.

Coordinadores: Vicario General, Vicario para la Pastoral y Vicarios Foráneos

 _________________________________________________________________________________________________________________________________

2. Vida Consagrada

Reúne a todos los religiosos y religiosas de nuestra Diócesis y que prestan sus servicios en la misión evangelizadora en las diferentes áreas pastorales: Educación, Pastoral parroquial, misión, obras sociales, oración y salud.

Considerando que la vida consagrada tiene sus propios encuentros formativos promovidos por sus congregaciones religiosas, ésta pastoral acompaña y asegura la formación pastoral en orden al conocimiento y apoyo de las personas consagradas al caminar pastoral diocesano. Les invita a participar de los diferentes encuentros pastorales que la Diócesis programa para hacer juntos un camino de crecimiento como único Pueblo de Dios que vive la Comunión y Participación. Mantienen permanente relación con la Conferencia de Religiosos de Colombia (CRC) para aunar esfuerzos y realizar tareas conjuntas.

Meta de la primera fase "Madurez y Compromiso Eclesial": Al finaliza la primera fase en el año 2.019, las Comunidades Religiosas que prestan su servicio pastoral en la Diócesis de Ipiales, asumen su proceso diocesano en su quehacer pastoral, se integran a las diferentes comisiones diocesanas, fortalecen espacios de encuentro eclesial desde la Espiritualidad Comunitaria, al servicio de la transformación de la realidad y la extensión del Reino de Dios.

Justificación de la meta

Realidad: La Diócesis de Ipiales cuenta con 17 Comunidades Religiosas que con sus carismas aportan, al crecimiento pastoral de la Diócesis en obras asistenciales, educativas, misioneras, la Pastoral Indígena, Infantil y Juvenil. Cuenta con un monasterio de vida contemplativa. Falta una mayor inserción dinámica al Proceso Diocesano. Hay escasés de vocaciones especialmente femeninas que no permiten, comunidades fortalecidas en personal para responder de mejor manera a las exigencias pastorales. Las comunidades en su mayoría carecen de recursos para realizar con eficacia su labor pastoral.

Ideal: Las Comunidades Religiosas de la Diócesis de Ipiales, cuentan con un buen número de vocaciones, asumen el Proceso Diocesano y en sus tareas pastorales, desde su participación en las estructuras, comisiones diocesanas y parroquiales y diferentes actividades eclesiales.

Conversión: Las Comunidades Religiosas de la Diócesis se comprometen a vivir con mayor coherencia su vida de oración y trabajo apostólico, dedican mayor tiempo al conocimiento del proceso, para una mayor integración en la pastoral de la Diócesis.


3. Vocacional y de Seminaristas

Vocacional: Entendemos en esta Pastoral el acompañamiento de los y las jóvenes y personas adultas que van descubriendo su vocación hacia la vida consagrada y sacerdotal específicamente. Recoge el conjunto de acciones que se realizan tanto para la promoción como para el acompañamiento de quienes van perfilando su vocación hacia el ministerio.

Seminaristas: Acompaña y asegura que la formación pastoral de los seminaristas esté en sintonía con todo el proceso de Renovación Pastoral diocesano de manera Teórica – clases- y práctica – experiencia pastoral, empezando por la vida comunitaria dentro del seminario tal como se la vive en las parroquias y comunidades de la Diócesis para configurarse a Cristo Buen Pastor.
En las acciones que corresponden al fortalecimiento de la Espiritualidad de Comunión con la comunidad del Seminario: seminaristas, formadores, colaboradores y padres de familia.

Esta Pastoral como todas las otras, realiza su servicio teniendo en cuenta el caminar Pastoral de la Diócesis.

Meta de la primera fase "Madurez y Compromiso Eclesial": Al finalizar la primera fase en el año 2.019, los vocacionados de nuestra Diócesis de Ipiales han logrado crear un compromiso con Dios y la iglesia que los lleva a trabajar en la acción pastoral de nuestra Diócesis, consolidando así los procesos formativos y fortaleciendo el Seminario como escuela del Evangelio y del apostolado, logrando una madurez en su vocación al servicio de la transformación y al extensión del Reino de Dios. 

Justificación de la meta

Realidad: Durante los 29 años de proceso la Diócesis de Ipiales ha vivido un florecimiento vocacional con miras a la vida sacerdotal, todo ello propulsado por el trabajo dentro de las estructuras y el acompañamiento de los diversos sacerdotes; sin embargo, la vida consagrada no cuenta con la misma fortuna, debido ello a la escases de esas vocaciones.

Por otro lado, la recuperación de la presencia de nuestros seminaristas en las parroquias gracias al acuerdo con el Seminario Nuestra Señora de La Paz de Tulcán – Ecuador ha posibilitado el conocimiento de los mismos por parte del clero y una mayor vinculación en el proceso diocesano.

Ideal: Nuestra diócesis de Ipiales ha consolidado su Pastoral Vocacional y de Seminaristas a través de procesos de acompañamientos pastorales tanto a los aspirantes como a los seminaristas, y ha fortalecido el Seminario de Tulcán como escuela de los futuros pastores del Pueblo de Dios.

Conversión:
1. Pasar de un desconocimiento de los seminaristas por parte del clero y el Pueblo de Dios a una relación de fraternidad a través del apostolado.

2. Pasar de un proceso académico – formativo fuera de las comunidades parroquiales a un proceso de apostolado fuerte en las parroquias que lleve a los vocacionados y seminaristas a conocer la realidad social y eclesial.

3. Pasar de una Pastoral Vocacional  que se regocija con los frutos del Proceso Diocesano, a una Pastoral Vocacional organizada  mediante la creación de comités parroquiales de Pastoral Vocacional. 


4. Diaconado Permanente

En este campo se planifican todos los servicios requeridos para la formación doctrinal, espiritual, pastoral, inicial y permanente de los diáconos; la orientación es que los diáconos participen en los mismos encuentros de formación para los presbíteros, pero, a su vez, y dada su condición de casados, la formación espiritual necesita de momentos propicios para ellos y sus familias.

Meta de la primera fase "Madurez y Compromiso Eclesial": Al finalizar la primera fase en el año 2.019, la Diócesis ha reflexionado y madurado el diaconado permanente como un ministerio de ayuda, promoción, celebración y acompañamiento a las comunidades  de base de la Diócesis de Ipiales. 

Justificación de la meta

Realidad: En la Diócesis de Ipiales hay laicos que quieren asumir el Ministerio del Diaconado Permanente, pero la Diócesis  no tiene una escuela para la formación permanente de los diáconos.

Ideal: En la Diócesis hay una escuela de ministerios que ayuda a formar y a discernir el proceso vocacional de los diáconos permanentes.

Conversión

- Es necesario que la comisión, motive, promueve y acompañe el proceso de diaconado permanente.

- Es necesario que la comisión, presbiterio y comunidad tengan claro la importancia del ministerio del diaconado permanente en esta etapa del Proceso Pastoral.  

Formación de laicos

Escuchando al Papa

Un encuentro con la Palabra (2)

Conociendo Nuestra Diócesis

Lectio Divina

Descargas

Localización

Calendario de Eventos

Septiembre 2018
L M X J V S D
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Galería de Imágenes

Galería de Videos